El COVID-19 vuelve a poner de moda los códigos QR

por | Jun 8, 2020 | Diseño gráfico

Hoy pasamos en Valladolid y todo el conjunto de Castilla y León a la Fase 2 de la desescalada. Las fases de desescalada son una de esas cosas que se han colado en nuestro imaginario colectivo, junto con las mascarillas, la distancia de seguridad y las ruedas de prensa de Fernando Simón.

Desde hace unas semanas nuestros hábitos de consumo han cambiado y gracias a ese cambio ha vuelto  nuestras vidas un viejo amigo al que creíamos relegado únicamente a museos y paradas de bus. El código QR.

La necesidad de tocar las menos cosas posibles y las leyes actuales han disparado las peticiones a este estudio de diseño gráfico de códigos QR y de enganches con las páginas web de las empresas, sobre todo en el sector de la hostelería.

La cosa empezó a principios de mayo cuando un establecimiento hostelero se puso en contacto conmigo para actualizar los contenidos de su página web. Un mesón de carretera donde viajeros y transportistas necesitan a tener a mano la carta sin tener que tocarla y sin tener que levantarse de la mesa para consultarla.

Pocos días después, desde la imprenta Más Que Copias de Fuenlabrada, con quien actualmente estamos trabajando en la creación de su nueva tienda online, me transmitieron una necesidad similar de sus clientes hosteleros y rápidamente pusimos a su disposición un dominio donde aquellos locales que carecen de página web propia donde poder alojar su carta puedan, mediante un código QR, ofrecer a los clientes la carta digitalizada en su propio teléfono móvil.

Los códigos QR que pasaron de ser la estrella de la tarjeta de visita y el folleto de turno al ostracismo más absoluto, han vuelto para que no nos olvidemos de la importante conexión entre el mundo físico y el mundo digital.

La hostelería, necesitada de reinventarse a gran velocidad estos días, ha encontrado en este pequeño galimatías cuadrado un gran aliado para paliar la dificultad de atender con total normalidad al cliente.

En el estudio tenemos actualmente, y junto con Más Que Copias, un plan de alojamiento de cartas y menús en Internet y creación de códigos QR para pequeños establecimientos hosteleros sin página web desde 12 euros al año.

El objetivo es poder dar un servicio complementario a pequeños locales como bares o cafeterías que actualmente no tienen página web y necesitan, como el resto, poder disponer de un espacio en la red donde poder ofrecer sus menús y cartas.

Publicidad

Pin It on Pinterest

Share This